Archivo de la categoría: Misterio

El cuento número trece

Tras la entretenida lectura de “El desorden que dejas” me animé a leer esta novela de Diane Setterfield por diversas recomendaciones y debo decir que a mí no me gustó especialmente. Me costó engancharme a la historia ylibro_1322105903 meterme en la piel de unos personajes que nunca llegaron a convencerme y, aunque es cierto, que a cierta altura de la novela ya tenía curiosidad por conocer el desenlace, no hubo ningún punto concreto en el que sintiera que necesitaba más y más de este libro; y el final me resultó un poco predecible.

Ni siquiera puedo decir que sea un mal libro, que esté mal contado y que no tenga todos los ingredientes para ser una gran novela. Simplemente, no tuvo feelling conmigo y me costó leerla más de lo que me hubiese gustado.

No es una historia extensa, ni densa, ni utiliza palabras rebuscadas o frases extremadamente largas que aburran al lector y bastantes conocidos me la habían recomendado como una de las grandes.

De hecho, cuenta con el respeto de cientos de críticos literarios importantes y el caluroso abrazo de miles de lectores en todo el mundo.

Supongo que para mi gusto faltan giros inesperados que sorprendan al lector y le animen a continuar, sin embargo, la pluma de la autora es sencillamente sensacional. Escribe precioso. De hecho, creo que ese detalle (fundamental) fue el que me animó a terminar la lectura.

Ya sabéis eso de que para gustos los colores.

Sinopsis: Cuando una vieja escritora acostumbrada a mentir y una joven librera empeñada en saber la verdad se encuentran, regresan los fantasmas del pasado, los secretos de una familia marcada por el exceso, las cenizas de un incendio memorable y el perfil de un ser extraño que aparece y desaparece tras las cortinas de una mansión. Entre mentiras, recuerdos e imaginación se teje la vida de la señora Winter, una famosa novelista ya muy entrada en años que pide ayuda a Margaret, una mujer joven y amante de los libros, para contar por fin la historia de su misterioso pasado. “Cuéntame la verdad”, pide Margaret, pero la verdad duele, y solo el día en que Vida Winter muera sabremos qué secretos encerraba El cuento número trece, una historia que nadie se había atrevido a escribir.

En definitiva: una historia distinta que peca de simple y que, sin llegar a enganchar al nivel de querer devorarlo, consigue que el cuerpo te pida llegar al final.

Calificación: 5/10

El desorden que dejas

portada_el-desorden-que-dejas_carlos-montero_201602251533

La novela ganadora del premio Primavera 2016 es un intenso thriller psicológico que atrapa desde el minuto uno haciendo dudar al lector de todos y de todo hasta la última de sus páginas.

La historia es sencilla, una historia de esas de andar por casa, con una protagonista que narra en primera persona (lo que intensifica la intriga, porque entras en su piel antes de pasar la primera hoja del libro).

Sinopsis: Raquel es una joven profesora de literatura en horas bajas que acepta una suplencia en un instituto de Novariz, el pueblo de donde, casualmente, procede su marido.
En su primer día de trabajo, la joven se entera de que Elvira, su predecesora, se ha suicidado y al finalizar las clases encuentra en su bolso una nota que dice: «¿Y tú cuánto vas a tardar en matarte?».
Decidida, Raquel intentará averiguar quién está detrás de esa amenaza, e inevitablemente se empezará a obsesionar con la antigua profesora.
¿Qué le ocurrió? ¿Qué la llevó a la depresión si los alumnos la adoraban? ¿Realmente se suicidó o alguien acabó con su vida? ¿Se está repitiendo el mismo patrón con ella? Y sobre todo, ¿por qué de repente algunos indicios apuntan al marido de Raquel?
Una novela que arranca como una historia de acoso a una profesora para convertirse enseguida en un thriller perverso y apasionante. Una disección de la debilidad humana. De la culpa.
De la fragilidad de las relaciones. Y de las mentiras y secretos sobre las que montamos nuestras vidas sin calibrar ni ser conscientes de las consecuencias.

Admiro sobre manera los libros que son capaces de atraparme desde el principio porque son los únicos que me envían a una realidad paralela y me hacen entrar de lleno en la historia. Con “El desorden que dejas” una no se iba tranquila a la cama, no sin antes haberle dado tres o cuatro vueltas a la posible resolución del misterio. Como comentaba antes, acabas sospechando de todo y de todo; a veces, el entorno más cercano a la víctima es el más peligroso.

Había leído buenas críticas y me animé a leerlo. No me decepcionó. Carlos Montero sabe lo que dice y cómo lo dice, y además engancha.

¿Qué haces si eres profesora y sospechas de tus alumnos? ¿Qué haces si eres esposa y sospechas de tu marido? ¿Qué haces si estás sola en un pueblo diminuto y casi perdido de la mano de Dios en el que ya no queda nadie de quien no sospeches?

Fresquito, de lectura fácil y rápida, intenso y entretenido. Las respuestas a todas esas preguntas están entre las páginas de este estupendo libro. ¿Te atreves a buscarlas?

Calificación: 7/10

Diez Negritos

Mi amiga Sandra me envió desde Galicia esta maravillosa obra de la gran Ágatha Christie con la certeza de que me iba a gustar y, por supuesto, acertó.

diez negritos

Lo cierto es que hasta el momento y, por sorprendente que parezca, no había leído nada de Ágatha, por lo que cogí el libro con muchas ganas y lo leí en apenas un par de noches.

La historia engancha desde el principio. Diez desconocidos se encuentran atrapados en una isla a la que habían viajado con la invitación de un extraño. La primera noche, una voz les acusa de haber cometido algún asesinato a lo largo de sus vidas, después y durante los días que siguen, empiezan a morir uno a uno. Sospechan que en la isla no hay más gente, por lo que alguno de los diez tiene que ser el asesino. Pero, ¿quién?

Tengo que confesar que pasé más de medio libro pensando que había descubierto al asesino y fallé. Lo mejor de estas novelas de intriga es que el final te pille por sorpresa… como si el propio final fuese otro asesino.

Y no es para menos, con unos cien millones de copias desde su publicación en 1939, ésta es la obra de misterio más vendida de la historia y está considerada uno de los diez libros más vendidos de todos los tiempos.

El título se debe a una canción infantil que toma protagonismo en la historia porque es la que utiliza el asesino para seguir el curso de su maquiavélico plan.

Un gran clásico que, si aún no has leído, deberías comenzar ¡YA!

Valoración: 7,25/10

Marina

Llevaba tiempo detrás de esta bonita obra de Carlos Ruiz Zafón, la última de sus novelas (mal) considerada para un público juvenil. Escrita en 1999, fue la predecesora de la mágica La Sombra dmarinael Viento (2001) y, claro, con un título tan dulce y las buenas críticas llegadas a mis oídos, era de lectura obligatoria.

Aunque ya sabía que me gustaría, porque Zafón nunca me defrauda, tengo que reconocer que me ha sorprendido bastante, ya que esperaba una lectura más trivial por estar catalogada como juvenil. Pero no. Por ello es que creo que de juvenil nada: grave error.

¡A los adultos nos encantan estas historias!

Oscar Drai es un joven que decide volver a Barcelona para hacer frente a una historia de amor pasada que nunca dejó de atormentarle. Nos situamos en 1979, aunque su protagonista cuenta la aventura quince años después. La historia transcurre en los meses que van de septiembre hasta mayo. Óscar es un joven curioso que vive en un internado de la vieja Barcelona, en sus horas libres suele salir a pasear y observar las oscuras calles y los callejones menos transitados de la ciudad. En uno de esos paseos rutinarios, descubre un viejo caserón abandonado en el barrio de Sarriá, donde conocerá a Marina y a su padre, a quienes en seguida aprende a querer y a considerar su familia.

Es precisamente Marina quien le adentra en la historia que puede costarle la vida. En una extraña visita al cementerio, le muestra a una misteriosa mujer vestida de negro que deposita una rosa en una tumba sin nombre el primer domingo de cada mes. Y deciden investigar. Aquí aparecen otros personajes más oscuros y siniestros que llegan incluso a inspirar el terror, aunque no dejan de representar una historia de amor y miedos más allá incluso de la propia vida.

Es precisamente al final de la novela cuando se introducen unas migajas de fantasía con las que no llego a estar de acuerdo (me considero poco partidaria de la ciencia ficción), quizás ése sea el motivo que catalogue la obra como dirigida a un público juvenil.

En cualquier caso, merece la pena leerla, es muy cortita (286 hojas) y engancha desde la primera línea. Se me antoja una buena excusa para conocer la escritura de Zafón, que a mí personalmente me apasiona (si es que aún no la conoces) para después continuar con La Sombra del Viento, su obra cumbre.

El final te deja ese nudito en la garganta de las emociones removidas y la sensación de haber conocido a Marina en cualquier otra mujer.

Valoración: 7/10

OUT

Ahora os voy a hablar del primer libro de novela negra que leí en mi vida. El primero y el mejor, de hecho. Alguien me dijo una vez que la novela negra relataba la realidad de lo más oscuro de las sociedades, y probablemente Out sea un buen ejemplo de ello.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Natsuo Kirino es el pseudónimo de Mariko Hashioka, la escritora japonesa autora de Out, que, pese a comenzar su carrera escribiendo novela romántica, la ha dedicado de lleno a la novela policíaca y negra en general. Out, publicado en 1997, ha sido el primero de sus libros en traducirse a inglés y español.

Si antes de leerlo me hubiesen resumido su contenido y preguntado sobre él, probablemente no habría llegado a leerlo. Es el típico libro que parece que no te va a gustar y después te enamora. Como aquel vestido rojo que viste en la percha y creíste que nunca te sentaría bien a ti, y al ponértelo te convertía en una diosa. Pues algo parecido.

Tanto, tanto, que podría decir que es uno de mis favoritos. Es un libro que he regalado en varias ocasiones (arriesgándome a que su destinatario pensara que soy una loca peligrosa, tal vez hasta estuviera en lo cierto), incluso por prestar repetidas veces he llegado a perder mi ejemplar, cosa que lamento sobremanera, por lo que espero hacerme pronto con uno nuevo.

Pero hablemos de Out. Out está ambientado en un Japón industrial, y centra su relato en la historia de cuatro mujeres que trabajan en el turno de noche de una fábrica de comida preparada. Una de ellas, Yayoi, vive un infierno en su matrimonio, su marido es un hombre violento que bebe con frecuencia. Una noche confiesa a Masako, una de sus compañeras, que le ha asesinado y necesita esconder el cadáver.

Masako lleva una vida vacía, desganada y carente de afecto familiar. Cuando se entera de lo que le ha ocurrido a su amiga, no duda en ayudarla: deciden descuartizar el cadáver y repartirlo entre distintos puntos de la ciudad. Pronto, junto a sus otras dos compañeras, se ven sumergidas en un círculo vicioso y oscuro de sangre e ilegalidad.

Alguien descubre sus planes y les ofrece un trabajo gratamente remunerado: deshacerse de otros cuerpos.

Os confieso que escribiendo estas líneas me entra de nuevo el cosquilleo que tuve durante toda la lectura. Pero, ¡ojo! Aviso para asustadizos: describe escenas fuertecitas. De hecho, es uno de los puntos fuertes de la novela, la parte descriptiva. La autora sabe muy bien cómo llevar al lector a las emociones de sus personajes y describe cada una de las escenas al mínimo detalle, hasta llegas a dudar si realmente has estado ahí. Hasta llegas a perderle el miedo-asco-repulsión a la sangre.

Valoración: 9/10